logo

Avanza implementación de Programa “Accesibilidad 100%” de Metro de Santiago.

Pasarelas y accesos expeditos a Metro de Santiago

Santiago, 4 de Abril de 2014. La profesora Georgina Esquivel tiene 47 años, siempre ha vivido en el sector de Las Rejas con Alameda, y todos los inviernos sufre fuertes dolores producto de la displasia congénita que padece.

“Desde niña me acostumbré a viajar en Metro; era más cómodo, rápido y elegante, pero cuando hace frío y los dolores suben, de verdad que prefiero los buses, porque es una batalla subir y bajar tantas escaleras en el Metro”, comenta mientras observa las escalinatas de acceso a Las Rejas.

“No entiendo cómo una empresa del Estado se demoró más de 40 años en ocuparse de personas como yo, más aún estando tan cerca de la Teletón”, añadió la educadora.

La firma estatal prepara para los próximos días la apertura a uso público de otros 10 ascensores equipados con sistemas de comunicación con las boleterías, cámaras de seguridad interior, respaldo de baterías y capacidad para siete personas en varias estaciones de las líneas 1 y 2, las más antiguas de la red y que desde su puesta en marcha -en la década de 1970- no contaban con dicho equipamiento.

El programa “Accesibilidad 100%” busca dotar de ascensores para usuarios con movilidad reducida a toda la red. Hasta 2010 -cuando se inició el proyecto-, solo las líneas 4 y 5 contaban con algún mecanismo de acceso, como los salva escaleras eléctricos.

Pese a que Metro rechazó revelar detalles del proyecto, trascendió que costó unos US$ 35 millones, y busca construir, de aquí a 2015, alrededor de 95 elevadores en 27 estaciones.

De ellos, ya están prácticamente terminadas las obras en las estaciones Universidad Católica, Las Rejas, Rondizzoni, Ciudad del Niño, Salvador y Lo Ovalle.

La particularidad en las dos primeras radica en que además de los ascensores, se construyen pasarelas adicionales dentro de las estaciones para facilitar el acceso de los pasajeros a los andenes. Las estructuras se ubican al nivel de la mesanina (alberga las boleterías) por encima de los andenes y cuentan con acceso directo a torniquetes.

Consultados los dependientes de ambas estaciones, explicaron que el objetivo de dichas pasarelas apunta a facilitar el acceso de los usuarios con dificultades de movilidad a las áreas menos congestionadas de la estación durante las horas punta.

Fuente: El Mercurio.

 

 

 

 

 

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *